Columna derecha
Ud está aquí:
  1. Qué es Lectureando
  2. Lectureando con...
  3. Te receto un libro

Te receto un libro, el mejor remedio para "letraheridos"

  • Desde hace ya seis años, la Escuela de Escritores organiza en espacios públicos un particular consultorio médico al que acuden "pacientes" para ser atendidos por un librólogo/a, un "médico" muy peculiar que, tras una intensa conversación, ofrece remedio a sus "dolencias" en forma de recomendaciones literarias
Logotipo de 'Te receto un libro'

Abra la boca, diga “aaaa” y cuénteme, cuénteme… ¿Qué libros le gustan? ¿Es usted más de novela histórica o de poesía social? ¿Le apasiona el álbum ilustrado? ¿El ensayo, quizás? Muy bien. Y ahora, inspire fuerte, aguante la respiración y expire. ¡Vaya!, parece que le falta un poco de aire ¿No tendrá usted el corazón roto? ¿Tal vez sufre de estrés? ¿O quizás necesita más emociones en su vida? Venga, que ya queda poco para acabar la consulta. Mire fijamente este punto y siga mi dedo con la mirada. ¡Estupendo! Pues ya hemos terminado. Le voy a recetar unos cuantos libros que seguro le gustarán y le ayudarán a sentirse mucho, mucho mejor…

¿Te imaginas ir al médico y que te expida una receta literaria? Un libro que te ayude a superar el mal de amores, un pequeño bache laboral o que te haga seguir viéndolo todo de color rosa si estás pasando un gran momento. Porque un libro no solo puede ser un buen acompañante para los buenos momentos, sino también un estupendo remedio para muchas cosas, pues hay libros que nos curan el alma (y a veces también el cuerpo). Solo tenemos que encontrar el más indicado para nuestra “dolencia”, el que mejor se adapta a nuestras necesidades y gustos, y aprender a administrar nuestras lecturas. Con este objetivo, hace ya seis años nació ‘Te receto un libro’, una iniciativa de la Escuela de Escritores en la que un librólogo/a, un “médico” muy peculiar que en este caso se trata de un/a escritor/a, recomienda a una persona anónima que se acerca a su consulta un libro a partir de una conversación en la que hablan sobre cómo se siente, cuál es su situación vital y cuáles son sus gustos literarios. Para ello, este facultativo de la lectura, que como cualquier doctor lleva su bata y su talonario de recetas, escucha atentamente al “paciente-lector” y, una vez valorado el “caso”, le da su diagnóstico en forma de recomendación literaria con la seguridad de que su lectura mitigará las "dolencias" del paciente.

Este particular cuerpo médico, que cuenta además con un equipo de expertos en Librología Pediátrica para atender también las necesidades de niños y adolescentes, suele actuar en la calle, en espacios públicos, esperando que su consulta se llene de pacientes y que ese contacto inesperado con expertos en libros les ayude a encontrar nuevas lecturas o incluso a recuperar las ganas de leer.

Como corroboran muchos estudios científicos, la lectura, entre otros muchos beneficios, favorece la concentración y la empatía, reduce el estrés, alimenta la imaginación y mejora nuestra memoria. Sin duda, leer es el ejercicio más eficaz para nuestro cerebro. Así que ya saben ¡A LEER! y si es por prescripción médica de algún librólogo/a, mucho mejor.

Lectureando con… Germán Solís, subdirector de la Escuela de Escritores

¿Cómo, cuándo y por qué surgió la iniciativa?

‘Te receto un libro’ se organizó por primera vez el Día del Libro (23 de abril) de 2013. Se trataba de una actividad orientada a poner en contacto de una forma amena y divertida a escritores y lectores que debía traducirse en incentivar la lectura y las compras de libros en las librerías madrileñas durante esa jornada.

¿Con qué expectativas? ¿qué objetivos persigue?

En su primera edición, coincidiendo con el Día del Libro, celebramos una jornada de puertas abiertas. La sede de Escuela de Escritores en Madrid se convirtió entonces en una consulta en la que los escritores vistieron la bata de doctor para atender personalmente a los lectores con el fin de recetarles el libro que necesitaban. Receta en mano, los pacientes pudieron adquirir estas recomendaciones con un descuento especial en varias librerías. La iniciativa tuvo muy buena repercusión, ya que partíamos sin expectativas, pero nos dimos cuenta que realmente era una actividad que podía funcionar mucho mejor en un espacio público, dado el factor sorpresa que suponía para el público encontrarse con un consultorio “médico” en un sitio inesperado. La intuición se confirmó al año siguiente, en 2014, cuando fue la actividad elegida por La Noche de los Libros en Madrid para inaugurar la jornada en la Plaza de Callao, con un gran éxito de público. Desde entonces, por nuestro particular consultorio han pasado multitud de autores, como Javier Sagarna, Jordi Costa, Luisge Martín, Marcelo Luján, Laura Martínez Belli, Elvira Navarro, Enrique Valladares, Bruno Galindo, Lara Moreno, Juan Carlos Márquez, Chiki Fabregat, Ignacio Ferrando, Rubén Abella, Alejandro Marcos, Javier Fonseca, Marta Sanz o Inés Mendoza, entre otros. A todos ellos, nosotros y muchos lectores, les estamos enormemente agradecidos.

Inés Mendoza en ‘Te receto un libro’

¿A qué público está destinada?

A todos los públicos. Además de los doctores en Librología General, también contamos con un equipo de expertos en Librología Pediátrica que recetan lecturas adecuadas para niños y adolescentes. Tenemos remedios para “letraheridos” de todas las edades.

Coméntanos brevemente cuál es la mecánica del proyecto, en qué consiste

Cada escritor pasa consulta durante dos horas en el lugar designado, preferentemente un espacio público abierto, como un parque, una biblioteca, una plaza, ferias del libro… ya que una de las claves del éxito de la actividad es el factor sorpresa: los transeúntes se encuentran con una consulta (dos sillas y una mesa) ocupada por un “doctor” (con su bata y su talonario de recetas) en un lugar insospechado. Esta contradicción hace que los transeúntes se detengan a preguntar de qué se trata y termine formándose una pequeña cola gracias al boca a boca.

El escritor charla con cada uno de los asistentes sobre literatura, preguntándole por sus autores, libros o temas favoritos y recomendándole lecturas que se ajusten a sus gustos o a su situación vital. Cada una de estas recomendaciones se escribe en una receta firmada por el escritor y que el “paciente” puede presentar en su librería favorita.

Receta librológica de la Escuela de Escritores

¿Cómo ha evolucionado desde su lanzamiento? ¿Habéis introducido algún cambio importante?

La preferencia mencionada anteriormente sobre organizar la actividad en espacios públicos abiertos de paso. Por ejemplo, el año pasado, organizamos nuestro consultorio ‘Te receto un libro’ en la caseta del Ayuntamiento de la Feria del Libro de Madrid, y allí estuvimos atendiendo “consultas” del público todos los sábados y domingos.

‘Te receto un libro’ en la Feria del Libro de Madrid 2018

¿Qué es lo que más te ha llamado la atención respecto a la respuesta del público desde que comenzasteis?

La buena acogida que ha tenido desde el principio.

¿Con qué dificultades os habéis ido encontrando?

La única dificultad es romper el hielo para que el primer paciente se siente. En el momento en que una persona se sienta a hablar con el escritor, rápidamente la gente se acerca a curiosear, podemos contarles de qué se trata y muchos se quedan para aguardar la cola y llevarse su receta.

Cuéntanos brevemente qué recursos fueron necesarios para poner en marcha la iniciativa

El contacto con los escritores y profesores de Escuela de Escritores dispuestos a participar, sin lo cual no hubiera sido posible; una pequeña inversión en “atrezzo” y vestuario para ambientar la actividad (batas, recetas, sillas cómodas, mesas…).

Luisge Martín en ‘Te receto un libro’

¿Cuál es tu balance personal del proyecto?

Las lecturas que se han llevado los cientos de pacientes que han pasado por estas consultas durante los últimos años. Estamos seguros que los Librólogos les han hecho un poco más felices…y sin efectos secundarios.

¿Qué consejos darías a otras personas que se estén planteando poner en marcha una iniciativa similar a la vuestra?

Pueden contar con nosotros para organizarla.

Cerrar

Escuela de Escritores

Subir